Bla, bla, bla… qué hacer cuando las palabras no funcionan

Autor: Dan Roamblablabla

Editorial: Ediciones Gestion 2000

Dan Roam es el autor del bestseller internacional “Tu mundo en una servilleta”, el libro sobre pensamiento visual más popular de todos los tiempos, citado por Fast Company, Business Week, y The Times, como el número 1 en creatividad e innovación.

Dan es el fundador y presidente de Digital Roam Inc., una empresa de gestión de consultoría que utiliza el pensamiento visual para resolver problemas complejos, para clientes como Google, Boeing, eBay, Microsoft, Wal-Mart, Wells Fargo, la Marina y el Senado de los Estados Unidos. Roam y su pizarra han aparecido en CNN, MSNBC, ABC News, Fox News, NPR y en la Casa Blanca.

Realizó dos grados de la Universidad de Santa Cruz, de California: Arte y Biología. Esta combinación de arte y ciencia inició la visión transversal de Dan para la resolución de problemas. Dan Roam tiene licencia para pilotar aviones y eso demuestra una habilidad especial para comprender pantallas complejas de información.

RESUMEN DE LA OBRA:

El cerebro que sólo usa palabras está bastante limitado y nos encontramos muchas veces en situaciones confusas. Debemos ser capaces de salir de ellas para poder entendernos con más facilidad.

Queremos pasar desde nuestra ubicación actual, en la que hay mucho ruido y confusión, a un destino más atractivo. ¿Cómo?: mediante el desarrollo de un pensamiento vívido:

dibujo

En el lado izquierdo del mapa de más abajo, hay mucha actividad y murmullo. Quizás cueste considerar con cierta calma las cosas. Para destacar entre la multitud, uno de nosotros empieza a hablar un poco más alto y más rápido. Estamos tan atareados para no perder el hilo, que no sólo dejamos de escuchar a todo el mundo, sino que dejamos de escucharnos a nosotros mismos. Para salir del bla, bla, bla tenemos dos vías: la verbal y la del dibujo:

Dibujo1.jpg

El blablámetro es la primera herramienta a utilizar y sirve para detectar palabras que se emplean eficazmente y cuáles no:

dibujo

 

Si la idea no tiene bla, bla, bla: no hay que hacer cambios.
Si la idea es aburrida (1 bla): arreglarla y agilizarla.
Si la idea resulta confusa o desconcertante (2 bla): descubrir y desarrollar la esencia de la idea.
Si la idea es engañosa (3 bla): desacreditarla y disiparla.

 

La gramática vívida es la segunda de las herramientas:

dibujo

El bosque vívido es la última y tercera herramienta. Nos debemos hacer varias preguntas en este FOREST:
F es de la forma: ¿qué aspecto/forma tiene mi idea?
O es de sólo lo esencial: ¿puede explicarse sólo con lo más importante?
R por reconocible: ¿la idea es reconocible (la he visto antes)?
E por evolutivo: ¿la idea puede evolucionar?, ¿hasta dónde puedo remitirme?
S por englobar diferencias: ¿engloba las diferencias?, ¿cómo funciona?
T por dirigido: ¿está dirigida?, ¿es importante para mí?

Este gráfico gramatical vívido muestra los seis cuadros básicos y sus relaciones jerárquicas:

√ Cuando oigas un nombre (quién, qué): haz un retrato.dibujo
√ Cuando oigas un adjetivo de cantidad (cuánto): haz un gráfico.
√ Cuando oigas una preposición (dónde): haz un mapa.
√ Cuando oigas un tiempo verbal (cuándo): haz una cronología.
√ Cuando oigas un verbo complejo (cómo): haz un diagrama.
√ Cuando oigas una frase compleja (por qué): haz un gráfico multivariable.

 

Y los seis trucos rápidos vívidos:

Dibujo.jpg

IDEAS FUERZA

1. Con todos los canales de comunicación instantánea que disponemos, deberíamos comprendernos mejor, no peor.

2. Con tanta historia accesible a un solo clic, deberíamos encontrar maneras más rápidas de solucionar problemas, no formas más rápidas de echarnos la culpa.

3. Cuando tenemos una idea brillante, deberíamos ser más capaces que nunca de compartirla claramente, en lugar de pensar que jamás ha sido tan difícil que nos escuchen.

4. No basta con tener una buena idea, sino que debemos describirla con las palabras adecuadas.

5. Si no tenemos las ideas claras o a veces no tenemos la certeza de que la idea sea buena, usamos palabras para sacar a la luz una idea poco convincente o hacer más complicada una idea pobre.

6. Y si la idea está contaminada, utilizamos palabras para distraer al oyente sobre lo que realmente queremos decir.

7. La imagen visual es una regla mnemotécnica que realza mucho más el aprendizaje y la retención (Terry Childers y Michael Houston). Una imagen visual es mucho más útil que una serie de palabras.

CONSEJOS PARA EL COACH

En las conversaciones con tu coachee, intenta que tanto él, como tú tengáis siempre a mano papel y bolígrafo para representar y dibujar la idea (no importa la calidad de las imágenes: eso es secundario), que estáis manejando, siguiendo el proceso de las tres herramientas descritas:

  • Que la idea recorra el bosque vívido.
  • Utilizar la gramática vívida para añadir las imágenes visuales más simples y directas a su presentación.
  • Hacer que la idea pase por el blablámetro para comprobar que está libre de bla, bla, blas.

CONCLUSIÓN

En un mundo VUCA (volátil, incierto, complejo y ambiguo), tenemos que lograr que las ideas complejas sean cada vez más claras. Dejémonos de bla, bla, bla y seamos “vívidos”.

Ignacio Menéndez Ros, Socio del Club de Bibliocoaching

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s